Hay rasgos que los colegios internacionales poseen, afines a todos ellos, que resultan determinantes para las familias a la hora de decantarse por este tipo de centros. Uno de esos rasgos característicos es el hecho multicultural que potencia la educación en la equidad, la diversidad y la inclusión y que impregna todas las relaciones de la comunidad educativa.

Los alumnos de un Colegio Internacional tienen un perfil de salida muy completo, siendo capaces de comunicarse eficazmente en varios idiomas, trabajar en equipo, dominar las nuevas tecnologías y alcanzar una madurez significativa para su edad que les capacita para moverse en una sociedad global.

El currículum de estos alumnos se distingue por la cantidad de experiencias extraacadémicas que les dan un gran valor añadido, como son los intercambios internacionales, las estancias trimestrales en colegios socios de Europa, la participación en programas de investigación europeos, su práctica en el mundo del Arte, la Música, la Danza y  el deporte al más alto nivel. Todo ello, junto con la educación en valores que reciben, les confieren una identidad que no sólo les abre las puertas de las mejores universidades de España y del mundo, sino que les prepara para afrontar con éxito un sociedad diversa y cambiante.

 

Aprendizaje de idiomas y certificación de los mismos

La capacitación al más alto nivel en lo que a idiomas se refiere, es rasgo común a todos los centros internacionales, brindando a sus alumnos la posibilidad de certificar su competencia lingüística a lo largo de las diferentes etapas educativas y capacitándoles con titulaciones internacionalmente reconocidas como , por ejemplo , las de la Universidad de Cambridge,L´Alliance Fraçaise o el Instituto Cervantes, entre otros.

El aprendizaje de idiomas se completa con el conocimiento de otras culturas, lo cual dota a los alumnos de una apreciada visión global en un entorno multicultural. Para ello los Colegios ponen todos los medios, ofreciéndoles la posibilidad de participar en programas de todo tipo con otros Centros y Universidades en todo el mundo. Se trata de estancias de diversa duración  o la realización de proyectos de investigación e intercambios de buenas prácticas educativas, entre muchos. Todo ello les abre las puertas para estudios superiores a nivel internacional.

Algunos de estos colegios trabajan conjuntamente como coordinadores y como socios en los Programas Erasmus+ de la Unión Europea, lo que facilita , tanto a alumnos como a profesores, experiencias muy enriquecedoras que se traducen en un valor añadido inigualable para complementar sus CV personales.

 

Elevado compromiso con la innovación educativa

Los Colegios Internacionales se preocupan por estar a la vanguardia de la educación y, para lograrlo, viajan a los centros educativos de referencia en el mundo, con el objetivo de conocer de primera mano las metodologías más exitosas para después adaptarlas y ponerlas en marcha en sus centros. Como consecuencia, dan un salto cualitativo no sólo en lo referente a la tecnología, sino principalmente en metodología de enseñanza.

En este nuevo contexto global, la enseñanza-aprendizaje de habilidades sociales, así como la educación en la gestión de la inteligencia emocional tienen un gran peso en el proyecto educativo, para conseguir un apropiado desarrollo de cada alumno en tan rico y variado escenario.

Es desde el convencimiento de que cada alumno es único y necesita una formación personalizada, lo que hace que estos colegios contribuyan a un cambio educativo de calidad y a mantener su compromiso para ayudar a los niños y jóvenes a ser parte activa de la comunidad, a mantener una mente abierta y a ser protagonistas de proyectos que cambian y mejoran el mundo.